¿Qué seguro te conviene si tu auto no es nuevo?

¿Caducó el seguro de tu auto y crees que por ser viejo ya no necesitas contratar otro? Ten cuidado, aunque tu auto sea de un modelo anterior, es necesario que esté asegurado pues, además de que la ley lo requiere, se parte de un manejo responsable.

El seguro de tu auto es una inversión que protegerá tu patrimonio, tu salud y tus finanzas, ya que, en caso de un accidente, será la mejor alternativa para responder. Por eso, es conveniente que tengas el que mejor se adapte a tus necesidades para que puedas sacarle todo el provecho posible.

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros es la instancia encargada de salvaguardar los derechos de los consumidores de servicios, que podrías ser tú al momento de comprar un seguro para tu auto.

Por esta razón, la Condusef emite regularmente una guía de recomendaciones y consejos para tomar en cuenta al momento de adquirir servicios financieros para evitar fraudes o riesgos para tu bolsillo.

¿Cómo elegir el mejor seguro de auto según la Condusef?

1. Compara diferentes alternativas

Según la Condusef, los datos demuestran que en México no contratamos seguros por la percepción de que son muy costosos, sin embargo, esto se debe a que no comparamos las opciones que existen en el mercado que van desde un seguro básico, hasta la cobertura más amplia.

2. Evalúa 3 conceptos clave

    1. El deducible: se trata del pago que debes efectuar en caso de un accidente que no te sea favorable, es decir, que tú hayas provocado. Ten en mente que el monto deberás pagarlo cada vez que tengas un accidente y tu aseguradora se haga cargo de los gastos. Si tu auto no es nuevo, puede ser un porcentaje del valor del auto, sin embargo, si es un auto nuevo y de alta gama, lo más recomendable es que sea una cantidad fija en pesos.
    2. Prima: es el precio que determina la aseguradora por proteger tu auto y que puedes pagar anual, semestral, bimestral o mensualmente. Hay algunas compañías que ofrecen 12 meses sin intereses.
    3. Suma asegurada: es el monto máximo que la compañía pagará por los gastos que genere un accidente. Es importante que para determinarla, tomes en cuenta el costo de tu automóvil y sus refacciones, ya que en caso de llegar al límite el resto de los gastos deberá salir de tu bolsillo.

3. Busca beneficios adicionales

Una vez elegido un tipo de producto, averigua los beneficios que te ofrece la aseguradora por encima de los demás, los alcances de la cobertura, las condiciones generales y los casos de excepción en los que no aplica la cobertura.

4. No te quedes con ninguna duda.

Al momento de contratar es muy importante tomar en cuenta los siguiente:

    • No proporciones información falsa, ya que esto puede invalidar el seguro que hayas contratado.
    • Nunca firmes una solicitud sin haberla llenado previamente, aún si te dicen que es para agilizar el trámite.
    • Toma tu tiempo para leer la solicitud que vas a firmar, verifica que todos los datos sean correctos y las condiciones sean las que negociaste con la aseguradora.
    • Haz todas las preguntas pertinentes antes de firmar el contrato.
    • Comprueba que la aseguradora esté debidamente autorizada

5. Revisa tu póliza

Al recibir tu póliza, revisa que las condiciones generales, la suma asegurada, tus datos y las excepciones sean las mismas que acordaste contratar.

¿Qué seguro te conviene comprar si tu auto no es nuevo?

Debido a que el valor de tu auto en el mercado ya no es suficiente para comprar uno nuevo, te conviene buscar una cobertura limitada que cubra los gastos de reparaciones y de daños a terceros en caso de un accidente.

Tipos de cobertura:

    1. Cobertura amplia: garantiza toda eventualidad desde el robo total o parcial del vehículo, daños materiales propios y ajenos, gastos médicos de los ocupantes, asesoría legal y apoyo vial, entre otros servicios. Muy recomendado para quienes viajan en familia.
    2. Cobertura limitada: no responde por daños materiales ocasionados a tu vehículo y sólo en algunos casos ofrece asesoría y otros servicios. Un seguro adecuado para quienes usan el auto para lo estrictamente necesario y no circulan por vías conflictivas o en mal estado.
    3. Responsabilidad civil: sólo cubrirá daños materiales y gastos médicos del tercero involucrado, en caso de un accidente, pero no te cubre a ti o a tu vehículo. Aplica cuando el auto ya pasa de los 6 años y su reparación no es muy costosa.
    4. Especiales: también conocidas como coberturas premium, ofrecen beneficios únicos y exclusivos, como unidad de préstamo en caso de pérdida total, cobertura monetaria superior en caso de robo o daños materiales y asesoría legal y jurídica las 24 horas en todo el país. Es un seguro que te conviene si tienes un auto de alta gama que usas con mucha regularidad.

Recuerda que antes de firmar cualquier documento, debes estar completamente seguro de todos los términos, cláusulas de exclusión y tarifas. ¡No te quedes con ninguna duda!

 

Artículos relacionados

  • Seguros de autos

    ¿Por qué te cuesta más el seguro de auto?

    En nuestro país, se roban en promedio 10 autos asegurados cada hora, según cifras de junio de 2018, de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS). La ley obliga a que todos los autos cuenten con un seguro de responsabilidad civil que cubre daños a terceros, de lo contrario existe una infracción, y en el caso
    Leer más
%d bloggers like this: